Cómo subir la nota de la selectividad (EvAU o EBAU)

A la hora de acceder a un grado universitario, sobre todo en aquellos que son más demandados por los estudiantes, una de las principales barreras es la nota de admisión. La nota de admisión a la universidad se calcula a partir de la nota media del bachillerato y la nota de la selectividad (EvAU o EBAU).

¿Qué ocurre si tu nota de admisión a la universidad se queda corta y es inferior a la la nota de corte? ¿Debes renunciar a estudiar aquello que realmente te apasiona? ¿Es posible volver a hacer la selectividad para subir tu nota de acceso a la universidad?

Si quieres estudiar un grado universitario que tiene una nota de corte elevada y tu nota de admisión a la universidad no es suficiente puedes plantearte repetir la selectividad para subir tu nota de admisión. Ten en cuenta que siempre puedes mejorar tus resultados anteriores, es más, si no hiciste la fase específica o voluntaria de la selectividad solo con presentarte a las asignaturas de esta parte de la selectividad puedes sumar hasta cuatro puntos más a tu nota de la EvAU o EBAU. Interesante, ¿no?

Pero, a la hora de volver a hacer la selectividad para subir nota suelen surgir un montón de dudas que vamos a intentar resolver a continuación:

¿Es posible volver a hacer la selectividad para subir nota?

Claro que sí. Si ya has hecho la selectividad (EvAU o EBAU), independientemente de si has aprobado o no, puedes volver a presentarte en convocatorias posteriores para subir tu nota de acceso a la universidad, las veces que quieras, y sin ningún límite.

¿Se puede subir la nota de selectividad en la convocatoria de septiembre o hay que esperar al año siguiente?

Sí, siempre puedes presentarte a la convocatoria extraordinaria de julio o septiembre (en función de la comunidad autónoma la convocatoria extraordinaria se celebra en un mes u otro) e intentar subir tu nota de selectividad.

Debes tener en cuenta que si en la convocatoria ordinaria de junio tu nota de admisión a la universidad no fue suficiente para entrar en la carrera que quieres estudiar, es posible que en septiembre las plazas del grado universitario que te interesa ya están asignadas, aunque siempre puede haber una baja de última hora. Dicen que la esperanza es lo último que se pierde.


¿Se puede repetir una sola parte de la selectividad (obligatoria o voluntaria) o se debe repetir todo?

Si decides repetir la selectividad para subir nota, tienes diferentes opciones:

  • Volver a presentarte solo a la fase obligatoria o general, e intentar mejorar tus notas.
  • Presentarte solo a la fase específica, de esta manera si no hiciste la parte voluntaria en su momento puedes añadir hasta 4 puntos a tu nota de selectividad, y si ya la hiciste puedes mejorar tu nota.
  • Repetir las dos partes de la selectividad, la obligatoria y la voluntaria.

Subir la nota de selectividad con la fase específica

La fase específica o voluntaria de la selectividad no es obligatoria, por lo que si has aprobado la selectividad haciendo solo la parte obligatoria, una buena opción para subir nota es presentarte a la parte específica. Ten en cuenta que puedes sumar hasta cuatro puntos más (hasta dos puntos en las dos asignaturas de la parte voluntaria con mejor puntuación).

Para poder presentarte a la parte voluntaria o específica de la selectividad (EvAU o EBAU) es necesario haber aprobado la fase general previamente. Además, debes tener en cuenta que podrás examinarte de 4 asignaturas como máximo, de las cuales solo se tendrán en cuenta las dos en las que mejor calificación obtengas.

¿Se puede cambiar de universidad a la hora de repetir la selectividad para subir la nota?

Sí, aunque esta afirmación tiene ciertos matices.

Partimos de la base de que cada centro de estudios tiene una universidad de referencia, y todos los estudiantes tendrán que examinarse en la universidad de referencia de su centro de estudios.

Si quieres cambiar de universidad para repetir la selectividad debes tener en cuenta que no podrás hacerlo durante el mismo año en el que hayas hecho la EvAU o EBAU. Es decir, si en junio haces la selectividad en una universidad, no podrás hacer la selectividad en otra universidad en septiembre.

En caso de que quieras cambiar de universidad para hacer la selectividad, deberás presentar un certificado de empadronamiento en un domicilio con una universidad de referencia distinta a la de tu centro educativo. Este certificado de empadronamiento debe tener una antigüedad mínima (desde el 1 de enero del año en que se quiera hacer la prueba).

Una vez tengas este certificado de empadronamiento, deberás realizar una solicitud formal a la nueva universidad solicitando la repetición de la prueba y que dicha universidad lo admita a trámite. Finalmente será la universidad en la que quieras subir nota la que dé o no permiso para volver a hacer la selectividad.

Como ves, se puede cambiar de universidad para realizar la selectividad, pero deberás justificar ese cambio con un cambio de domicilio habitual.

¿Se pueden cambiar asignaturas al volver a presentarte a la selectividad?

Sí, por supuesto. Si te interesa subir nota en la fase obligatoria deberás presentarte a todas las asignaturas que componen esta prueba, aunque tienes la opción de cambiar el idioma, la asignatura de modalidad y elegir entre Historia de la Filosofía o Historia de España.

En lo que respecta a la parte voluntaria de la selectividad, puedes cambiar todas las asignaturas si decides repetir la prueba de acceso. Además, podrás volver a presentarte a la misma asignatura troncal de modalidad de la que te examinaste en la fase obligatoria. Eso sí, deberás hacerlo en una convocatoria diferente, es decir, en la convocatoria extraordinaria del mismo año o en posteriores.

¿Qué pasa si no mejoro la nota? ¿Mi nota de selectividad puede empeorar?

En absoluto. Si finalmente decides repetir la selectividad y tu nota, lejos de mejorar, se queda igual o incluso empeora, no debes preocuparte. En estos casos, siempre se tiene en consideración los resultados de la prueba en la que sacó la mejor nota. Por tanto, lo peor que puede pasarte es que te quedes con la misma nota con la que partías.

¿Las notas obtenidas en selectividad tienen caducidad?

Depende de qué fase de la prueba. Las notas correspondientes a la fase obligatoria no caducan. Sin embargo, no ocurre lo mismo con las calificaciones obtenidas en la fase específica, ya que la nota obtenida en ésta caduca pasados dos años.

¿Puedo mejorar la calificación obtenida en el Ciclo Formativo de Grado Superior para acceder a la universidad?

Por supuesto. Cualquier estudiante de ciclo formativo de grado superior que quiera acceder a un grado universitario tiene la opción presentarse a las asignaturas de la fase voluntaria de selectividad para mejorar su nota.

Estudias un módulo de grado superior y te gustaría continuar tus estudios en la universidad? En este artículo te explicamos cómo acceder a la universidad desde un Ciclo Formativo de Grado Superior.